Atlético Bucaramanga sigue sin levantar cabeza, perdió contra Tigres en Bogotá.

@SebastianAP95


Esta vez fue Tigres F.C quien negó al Atlético Bucaramanga la suma de puntos al derrotarlo 2-1 en el estadio Metropolitano de Techo de Bogotá por la octava jornada de la Liga Águila II.

Tanto el Bucaramanga como el equipo bogotano se juegan la permanencia en la primera división del fútbol colombiano. Con Tigres ocupando la última posición en la tabla del descenso y Bucaramanga la quinta, era de esperarse que en este partido cada uno de los equipos diera todo de sí.

El partido comenzó con leves aproximaciones de Tigres, el local pretendía tomar las riendas del partido y no darle la pelota al equipo bumangués. Poco a poco el Bucaramanga empezó a proponer juego y antes de los 5 minutos ambos equipos estaban tratando de imponer sus condiciones en el partido.

Adelantando líneas cada vez que podían, los dos conjuntos trataban de hacerse daño sin mayor resultado. Al minuto 6 el jugador Jhoaho Hinestroza advertiría por primera vez a la defensa leoparda de su habilidad, ganando la espalda de Fabio Rodríguez y lanzando un centro con peligrosidad que finalmente despejó el capitán del conjunto leopardo, Yulián Anchico.

Con el paso de los minutos el compromiso se tornaba cada vez más disputado en la mitad de la cancha, entre otras razones por la lesión del jugador número nueve del Bucaramanga, Franco Arizala, quien en el minuto 9 fue reemplazado por Sergio ‘El tiburón’ Romero.

El equipo visitante se adueña del compromiso entre el minuto 20 y 30 de la primera mitad. Se le ve mucho más vertical e incisivo con el jugador Jose Cortés, quien por la banda izquierda empezaba a ser protagonista en el equipo leopardo.

Rondaba el minuto 40 y el ritmo del partido había vuelto a ser el del inicio. Se jugaba en la mitad de la cancha la mayor parte del tiempo y ningún equipo lograba pasar de tres cuartos hacia adelante.

Finalmente en el minuto 45, una pared entre Diego Gómez y Nicolás Roa permitió a este último ganar la espalda de Fabio Rodríguez, quien solo pudo mirar como su compañero Marlon Torres convertía en propia puerta tras el centro rasante de Roa. Así, con Tigres 1 gol arriba, culminaría la primera mitad.

En el segundo tiempo el Bucaramanga demostró la sed de victoria empatando el partido en los primeros minutos. Un tiro de esquina ejecutado por Johnatan Estrada daría paso a una serie de rebotes que terminarían con la capitalización de Fabio Rodríguez. Un fuerte remate al ángulo superior derecho le daría la igualdad al conjunto leopardo y la esperanza de la remontada.

El Atlético Bucaramanga puso en evidencia un cambio anímico en su forma de jugar tras anotar el gol. El ‘Búcaros’ mantuvo un ritmo constante y una ofensiva vertical y profunda, acompañado de un cambio ofensivo pensado por Jaime de la Pava. El director técnico del equipo leopardo mandó al campo de juego a Jhony Cano, quien reemplazaría a Harlin Suárez en el minuto 55.

La hegemonía del Bucaramanga terminaría en el minuto 60 tras una peligrosa llegada de Tigres, en donde James Aguirre fue protagonista con una doble atajada que impediría que su equipo se fuera abajo en el marcador por segunda vez. Esta jugada marcó un cambio en el dominio del partido, ambos equipos se notaban más profundos y pelota volvía a estar dividida. Esto permite el ingreso de John Pérez, quien reemplazaría a Jose Cortés en el minuto 66, para devolverle la pelota al Atlético Bucaramanga.

Tras varias aproximaciones de cada equipo, finalmente llegó el tercer gol del compromiso. Una descoordinación en la defensa leoparda cedió el balón a Jhohao Hinestroza, quien en una jugada individual logró filtrar el balón hacia el área bumanguesa, y finalmente al minuto 75 permitir a Santiago García anotar el segundo gol de Tigres en el compromiso.

Tras el gol, el equipo leopardo adelantó sus líneas buscando el empate casi desesperadamente. Luchó por conseguir la igualdad hasta el último minuto del compromiso, sin obtener el resultado esperado.

Finalmente el  árbitro central pitó el final del compromiso, dando como ganador al conjunto bogotano.

Con esta derrota, el Bucaramanga se ve un poco más comprometido en la zona del descenso y cada vez más obligado a sumar en la Liga.

 

Alejandro Paipa

Periodista Deportivo